Leave a comment

Nada más dime…

Nada más dime, Michel, ¿porque no fui invitado al cumpleaños de Ana Lucía?
¿Alguna vez les hice un daño a tus hijos?
Pero contéstame, por favor.

Explícamelo.

Tu no tienes idea de cuánto me ha afectado.  Aunque ahora ya no me importa.

Es tuyo,
Abraham.

(por cierto, tu relación con ese viejo estúpido, loco, pendejo, que se dice nuestro padre, te traerá más problemas de lo que crees, te aviso).

Leave a Reply

Fill in your details below or click an icon to log in:

WordPress.com Logo

You are commenting using your WordPress.com account. Log Out / Change )

Twitter picture

You are commenting using your Twitter account. Log Out / Change )

Facebook photo

You are commenting using your Facebook account. Log Out / Change )

Google+ photo

You are commenting using your Google+ account. Log Out / Change )

Connecting to %s

%d bloggers like this: